En la tarde de ayer, se produjo un accidente en calle Yrigoyen entre Garay y Carranza.

Según trascendió, el conductor de un auto Chevrolet Spirit se descompuso, perdió el control del mismo, arrastró dos motos que estaban estacionadas y garrafas que había en la vereda.

Además, había un nene de 6 años que sufrió una crisis de nervios debido a la magnitud de la situación.

Afortunadamente no hubo que lamentar heridos, sólo importantes daños materiales.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *