La Cuenca del Salado es una amplia zona de la Pcia. de Buenos Aires que cuenta con más de siete millones de hectáreas. La principal actividad rural que allí se desarrolla es la ganadería vacuna.

Existen Partidos en la Cuenca con más porcentaje de superficie de aptitud agrícola que Dolores, pero aún en ellos, la cría y el engorde de novillos siguen siendo los protagonistas de la producción a campo.

La agricultura pura en Dolores, no llega al 10 % de la superficie del Partido, aunque sí hay sembrados direccionados a la ganadería que aumentan esa cifra.

El objetivo de esta nota es ofrecer algunas recomendaciones acerca del destino de rastrojos agrícolas en nuestros campos, sea el siguiente paso continuar con chacra o volver a ganadería.

  • Si el rastrojo es trigo sembrado en 2018, y la decisión es volver a sembrar, no es recomendable repetir trigo o cebada cervecera o forrajera, ya que queda en suelo del cultivo anterior, hongos (Pietín por ejemplo), que podrían afectar el nuevo cultivo de invierno.
  • Si elegimos hacer fina, (trigo, cebada, avena para grano), podemos optar por rastrojos de siembras primaverales del año anterior, (maíz, soja, sorgos forrajeros o graníferos, girasol).
  • Si contamos con rastrojos de gruesa del año pasado, y resolvemos repetir gruesa, recomendamos no sembrar el mismo cultivo en el mismo lote del año anterior.
  • Si tenemos rastrojos de soja, es probablemente el mejor antecesor para maíz 2019, ya que deja el lote limpio de malezas y con mucho tiempo para realizar un barbecho químico largo con todos los beneficios que ello apareja.
  • Si decidimos sembrar girasol, tratemos de hacerlo temprano, de modo que nos permita trillar temprano y hacer inmediatamente verdeos de invierno o pasturas, yendo a un planteo agrícola – ganadero eficiente y que nos abaratará costos.
  • Si queremos sembrar maíces o sorgos graníferos, o forrajeros, o diferidos para vaca de cría sobre rastrojos varios o campo natural, aunque sepamos que no nos darán producción invernal de pasto, consideremos que el barbecho largo es altamente producente.
  • Si decidimos sembrar maíces para silo de grano o cortapicado de planta, como el ensilaje es temprano en el otoño, nos da tiempo para hacer verdeos o pasturas, y así volver a planteos mixtos eficientes y que abaratan costos.
  • Si vamos a sembrar cultivos de verano, (soja, sorgo, maíz, girasol, etc), y lo vamos a hacer en siembra directa, agreguemos al Glifosato algún herbicida que mate la “rama negra” de nacimiento primaveral temprano, (Di camba o Tordón por ejemplo), ya que esta maleza se ha vuelto resistente a Glifosato y provocará mucho daño por competencia.
  • Independientemente si la futura siembra se hará en directa o convencional, recordemos que el barbecho, (tiempo de espera entre la aplicación del herbicida total – directa – o primer labor- mecánica – convencional -,) cuanto más largo mejor, ya que favorece al futuro cultivo por tenor de agua en el perfil y nitrógeno.
  • En las zonas agrícolas o más altas, las rotaciones agrícolas o agrícola – ganaderas, son más matemáticas, más estrictas que en nuestra zona, donde a raíz de eventos climáticos, (excesos de agua por ejemplo), nos debemos adecuar y a veces realizar cambios obligados.
  • Cuando realizamos sembrados para la ganadería, (verdeos de invierno, de verano, pasturas), debemos adecuarnos a los avances tecnológicos que han acontecidos en la agricultura en vastas zonas.

Hasta la próxima, y volviendo a temas ganaderos.

Ing. Agr. Ignacio RIPODAS – INTA Dolores / EEA Cuenca del Salado

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *