El accionar del estafador consistía en despojar inescrupulosamente de sus ahorros y bienes, que les recibía como parte del pago de la construcción o compra de una casa o departamento. El detenido, se presentaba como dueño de una empresa constructora y, a la vez, titular de sucursales de casas de reparación de electrodomésticos, donde además de explotar a los empleados, también estafaba a clientes y proveedores con el pago de cheques sin fondo, llegando incluso a estafar a concesionarias de automóviles.

La Fiscalía 4 de Pinamar, a cargo del Dr. Juan Pablo Calderón, encomendó la investigación a la Policía Federal, y a través de un arduo trabajo de ciberinvestigación y tareas de campo detectaron, entre otras cosas, un crecimiento exponencial en su patrimonio y un nivel de vida que le permitía residir en uno de los barrios cerrados más costosos de la zona.

A partir de los allanamientos que ordenó el Juzgado de Garantías 6 de Villa Gesell, a cargo del Dr. Mancinelli, uno de ellos en el Barrio de Costa Esmeralda, la policía puso a disposición de la Justicia a éste sujeto, secuestrándole celulares, chequeras bancarias y varios dispositivos de almacenamiento virtual que será materia de pericia; informó El Mensajero.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *