Una denuncia contra un ex Director del Anses Dolores formulada por un Oficial Penitenciario en su condición de socio del Circulo de Oficiales y Mutual del Servicio Penitenciario, y que había sido desestimada el pasado mes de diciembre por el Dr. Mario Pérez como titular de la “Unidad Funcional Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios Públicos” de Dolores, fue confirmada por estos días por la Fiscalía General Departamental.

La denuncia había sido realizada en agosto de 2015 por Aldo Oscar D’Amore, señalando que la Entidad de la cual era socio había adquirido unos terrenos para un plan de viviendas que se realizaría en forma conjunta con el Instituto de la Vivienda provincial, el cual finalmente no se había concretado. Indicó sobre la persona encargada del cobro de las cuotas de ese referido plan, quien en su carácter de Delegado del Círculo dijo que había realizado transferencias a particulares de los derechos de algunos de esos terrenos, indicando por otra parte, haber tomado conocimiento (el año de la denuncia) que el titular del ANSES Dolores, Dr. Facundo Celasco, había anunciado un convenio con el Circulo de Oficiales del Servicio Penitenciario Bonaerense para la venta de esos lotes pertenecientes al Círculo, tierras que según el denunciante estarían enajenadas según lo que previamente había indicado.

La Instrucción Penal Preparatoria tramitó previamente en otra fiscalía, hasta que a mediados del año pasado quedó radicada en la Delitos de Corrupción de Funcionarios Públicos, donde el Dr. Mario Pérez al resolver consideró, que luego de un análisis minucioso del caso había podido corroborar la existencia de ese proyecto de plan de viviendas auspiciado por el Circulo de Sub Oficiales del SPBA, del cobro de las cuotas fijadas a través de un recibo incompleto que no reunía características propias al título. Precisó que luego de haberse receptado diversos testimonios había declarado el Delegado de Acción Social del SPBA, quien había expuesto sobre una reunión mantenida con el Dr. Celasco, quien dijo le había comentado sobre la firma de un convenio con el Circulo destinado a subdividir esas tierras, para facilitar así que los adquirentes pudieran acceder al crédito PROCREAR. Que posteriormente en otra reunión con el titular del Anses Dolores, se le había informado sobre una disputa respecto a la titularidad de los terrenos, por lo que se habría acordado una reunión para acercar a todos e intentar conciliar una posible solución al tema, gestiones que según el Fiscal no “serían constitutivas de delito penal”.

Por otra parte resaltó, que el proceso de investigación no había tenido como objeto “el análisis de posibles efectos penales derivados del negocio jurídico celebrado en el año 1986 entre los vecinos de esta localidad y el Circulo del SPBA, en razón de resultar prescrita las acciones penal que se pudieran evaluar a la luz de derecho penal”.

Por ello el Fiscal Dr. Pérez y sin perjuicio de las medidas de prueba que se encontraban pendientes de producción, como también de lo que pudiera resolverse en el Fuero Civil –donde tramitan actuaciones sobre esos terrenos-, consideró que no existían conductas constitutivas de delito penal en ninguna de las partes en conflicto, por lo que resolvió desestimar la denuncia formulada por D’Amore.

Tras ello el penitenciario se presentó en la Fiscalía General con un escrito ciertamente engorroso, en el que hablaba entre otras cosas de direccionamiento malicioso e intencional de la investigación, del inicio de un proceso de usurpación de los terrenos con asesoramiento de abogados, de tener pruebas para incorporar y que no lo hacía por no ser confiable el Ministerio Público Fiscal Departamental.

Como corolario es de señalar que el Fiscal General Dr. Diego Escoda, confirmó la resolución del Fiscal Pérez, quedando en consecuencia firme la desestimación de la denuncia que había formulado el Oficial penitenciario contra el Dr. Facundo Celasco.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *